Viaja con “La casa de papel” temporada 5: dónde se rodó

0
1030

Información libre de spoilers.

No es fácil hablar de las localizaciones de La casa de papel. La serie, con cientos de miles de seguidores en todo el mundo, guarda a buen recaudo sus giros y sorpresas, sus tramas, subtramas, sus flashforwards y flashbacks. Desvelar una dirección puede reventar un hilo narrativo inesperado y cuando la historia está a punto de llegar al final definitivo, al THE END absoluto (en diciembre de este año), nadie se quiere arriesgar.

Pero, al menos, podemos recrearnos en los lugares que hemos visto en el Volumen 1 de esta Parte 5. Es decir, la primera entrega de este final de partido. “La casa de papel es una serie en continuidad. La temporada 4 se quedó en el Banco de España y esta nueva temporada arranca ahí. El Banco sigue siendo el centro en esta primera parte”, explica Fran Castro, responsable de localizaciones de la producción.

Espectáculo hasta el final

“El desenlace es aparatoso, grande, complicado, con sorpresas, con giros”, continúa Castro, intentando buscar adjetivos para La casa de papel y su trabajo fichando localizaciones naturales. “A nivel de trabajo, ha sido muy ambicioso, nos hemos esmerado mucho en tener grandes localizaciones. Hemos buscado lo más espectacular. No olvidemos que esto es una serie internacional, muy vista en todas partes, que genera pasiones. Todo el espectáculo final está a la altura de lo que ha sido una serie de este nivelazo”.

Una serie en la que sus personajes tomaban nombres de ciudades o países nació con la promesa de que nos haría viajar mucho. Como así ha sido. Literal y figuradamente. Cuando arrancó no estaba planeado que pasara de las dos temporadas. Y cuando los viajes se alargan inesperadamente, como aquí, es arriesgado pero se agradece. Eso le ha pasado a La casa de papel.

Madrid, centro de operaciones

Foto: Eduardo Rodríguez by Unsplash

Una serie internacional que ha viajado mucho, pero que siempre, siempre ha vuelto a Madrid. “Madrid sigue siendo la ciudad, nos metemos mucho en la madriguera de la ciudad, situaciones de calle, de edificios…”, cuenta Castro. “Hemos apostado por Madrid al máximo, y dar esa idea de gran ciudad en la que pueden pasar muchas cosas”.

Han rodado en lugares muy reconocibles y céntricos: como esta Plaza de Callao, como la Plaza Mayor o el Palacio de Fernán Núñez (un clásico de la ficción audiovisual), también en el Paseo de la Castellana, en Ciudad Universitaria (Facultad de Odontología)… Y en espacios que ya son nuevos clásicos de Madrid, como la azotea del Four Seasons., un hotel que hemos visto en otras series recientes, como Valeria.

Madrid real

Foto: Ed Orozco by Unsplash

También hay un Madrid más de andar por casa. De restaurantes y bares, de calles. Aunque sin alejarse de “ese look tan especial” que identifica a la serie. “Hemos apostado por localizaciones con mucho peso y que añadan a la serie un valor”, concreta Fran Castro. Y así, además de espacios muy reconocibles, hay pequeños rincones, como ese bar castizo de Chamberí cuyas maderas rojas y blancas combinan con la tonalidad de La casa de papel.

El Banco

El Banco de España es la principal localización de este final de La casa de papel. Y, precisamente, porque necesitaban pasar tanto tiempo dentro de él, es un escenario que tuvieron que construir en plató con sus diferentes espacios y recovecos. Pero los exteriores son diversos y no son el actual Banco de España en Madrid.

“Los exteriores del Banco de España, todas las fachadas, las hemos rodado en Nuevos Ministerios, buscábamos espacios que no tuviéramos que intervenir demasiado”, cuenta Castro. Y aquí la prueba. No nos extrañaría que este gran complejo oficial, diseñado por Secundino Zuazo Ugalde, terminado en los años 40, se convirtiera en lugar de peregrinaje para los fans de la serie.

De paseo

Foto: Javier Martinez by Unsplash

Pero hay más. Hay más lugares fuera de este imponente edificio. “También hemos salido de la ciudad”, dice Castro. “Vamos a Dinamarca, a Lisboa. Dentro de España, estamos en Guadalajara, en Cuenca, en Toledo… Hemos vuelto a grabar en el tanque de tormentas todas las aguas que llegan de la sierra madrileña. En el Palmeral de Elche, en el puerto de Alicante… En el Archivo General de Alcalá de Henares”, continúa la enumeración con mucho cuidado de no avanzar espacios aún no vistos.

“Lisboa se va a ver mucho en esta primera parte”, por ejemplo. Y se atreve a adelantar una localización de la traca final: Canarias.

Fuente: Traveler

Dejar respuesta

Por favor ingresá tu comentario!
Por favor ingresá tu nombre