Road Trip de la mano de “Nomadland”

0
577

Todas las paradas y carreteras de la película del año, nominada a los Oscar como mejor película. El road trip que querríamos hacer ya mismo siguiendo los pasos de Fern (Frances McDormand).

Las Badlands

En septiembre de 2018 arrancaron el rodaje de Nomadland en Dakota del Sur, en las Badlands, en estas tierras baldías de formas y colores imposibles. Esta zona no aparecía en el libro que escribió Jessica Bruder, en el que se basa la película, País nómada, pero Chloé Zhao, la directora, quería volver al lugar mágico en el que descubrió su voz como cineasta y su lugar en el mundo. Como ya conocía el lugar, sabía cuál es la mejor época: septiembre-octubre o mayo. Dakota del Sur está tan orgulloso de lo bonito que salen sus tierras en la película que ya ha preparado una guía de Nomadland.

Dakota del Sur

En este estado, gigante y uno de los menos poblados de EE UU, encontraron el camping en el que Fern (Frances) ejerce de anfitriona: recibe nuevos campistas, limpia baños, recoge basura. El tipo de trabajos que hacen estos nómadas para sacar un poco de dinero o, simplemente, a cambio de no pagar la tarifa correspondiente. Un lugar donde parar un tiempo algo más largo, donde echar el freno antes de seguir el camino. Aquí se reencuentra con su amiga Linda May, una nómada real, protagonista del libro de Bruder y que iba a ser en un inicio también de la película, hasta que Zhao decidió crear el personaje ficticio de Fern que fuera nuestra guía en este universo trágico y esperanzador.

Amigos de carretera

En este camping de Dakota del Sur, Fern también se reencuentra con Dave, el otro personaje ficticio de Nomadland, interpretado por David Strathairn. Creado para completar este retrato poliédrico de los nómadas: aquellos que se lanzan a la carretera por absoluta necesidad, pero que no encuentran en el camino su sitio; y aquellos, como Fern, que son “nómadas de corazón” y la libertad les devuelve a la vida a pesar de las penurias que han pasado, pasan y pasarán.

Wall Drug

Otro de los trabajos de Fern es este mítico complejo de restaurantes, tiendas y recreación. Wall Drug es un enorme restaurante de carretera que lleva ahí desde 1931. Imposible pasarlo de largo por la Interstate 90. Sus inmensos carteles van avisano y este brontosaurio termina de atraer a curiosos que si ya lo consideraban parada final, este atractivo crecerá después de la película. Fern trabaja en su cocina, donde lo más famoso son sus donuts caseros.

Black Rock Desert, Nevada

De Dakota del Sur se fueron a Nebraska, a Deadwood, para coincidir con la cosecha de remolacha, otro de los trabajos habituales de los nómadas. Después, descansaron y el equipo de rodaje se reencontró en Empire, Nevada, cerca del Black Rock Desert, donde se celebra Burning Man, pero que también es el punto de unión de las Rubber Tramp Rendevous que el gurú nómada Bob Wells empezó a montar en 2011. Empire es el punto de arranque de la película. El pueblo en el que vivió Fern durante años con su marido. Un pueblo abandonado tras la crisis por el cierre de sus minas de yeso.

Point Arena, Mendocino

El cuarto estado del road trip fue Arizona. Allí pararon en Yuma y también en Quartzsite, otro punto clave, según Zhao, para entender la realidad nómada. Esta pequeña ciudad tiene casi todo el año unos 3.000 habitantes, en enero, puede llegar al millón entre la feria mineral y la feria de las RVs, las caravanas. Por allí van Fern y Linda May y Swankie, dispuestas a soñar con esas mansiones con ruedas.La última parada es el estado de California, el condado de San Bernardino y el icono de la contracultura, Point Arena, en el condado de Mendocino.

Fuente: https://www.traveler.es/

Dejar respuesta

Por favor ingresá tu comentario!
Por favor ingresá tu nombre