Mario Casas pasea como “El inocente” por Barcelona

0
1760

Mario Casas es el protagonista de la última serie que triunfa en Netflix: El inocente. Adaptación de la novela homónima de Harlan Coben, el director Oriol Paulo se lleva la historia de Mat (Mario Casas) a la Ciudad Condal. Una Barcelona fría, elegante, sobria y de grandes encuadres e inmejorables vistas.

La condena

El inocente arranca cuando Mat, aún universitario, mata por accidente a otro chaval en una pelea en la puerta de una discoteca. Le condenan a cuatro años de cárcel en los que su culpa le come. Las escenas de la cárcel que verás en más de un episodio se rodaron en la prisión de Figueres en Girona.

Volando voy

Los aeropuertos también son espacios esenciales en la trama de El inocente. Aquí, Oriol Paulo y Mario Casas en el de El Prat (Barcelona), donde Mat deja a su mujer, Olivia (Aura Garrido). Pero donde volverá después. Solo. ¿Con rumbo a dónde?

Tarde de museo

El MNAC (Museo Nacional de Arte Contemporáneo) es unas de las primeras localizaciones de la serie. Aparece en el primer episodio. Mat va allí cada semana para reunirse con alguien que no imaginarías… aunque como ocurre pronto, ¿lo decimos? Venga, no. Pero digamos que el personaje de Mario Casas no va hasta allí para ver la colección de pinturas medievales.

Espacios misteriosos y oscuros

Es difícil hablar de esta serie sin destripar nada. Quienes hayan visto El inocente, reconocerán este tráiler. Solo un dato: lo rodaron en Sitges. Lo de quién vive ahí o qué ocurre ahí dentro lo dejamos estar.

Los ricos

Una de las localizaciones más espectaculares de la serie es la casa en la que viven Jaime (Gonzalo de Castro) y Sonia (Ana Wagener), los padres de Dani, el chaval al que mata el personaje de Mario Casas por accidente. Una casa tan enorme como el vacío que ha dejado el hijo muerto, tan fría como helados están sus corazones. No es casual la elección de este edificio.

Fuente: https://www.traveler.es/

Dejar respuesta

Por favor ingresá tu comentario!
Por favor ingresá tu nombre